Cursos

Ayer Estuvimos

 

 AYER ESTUVIMOS

 

    El Jardín Japonés de Montevideo

                                                                          Excelente concepción y óptimo mantenimiento      

 

*  Nuestros amables visitantes comprenderán que la importancia y riqueza del tema ha hecho necesaria la inclusión de un número elevado de   imágenes. Por lo tanto, deberán ser pacientes mientras abren todas, ya que puede llevar un tiempo prudencial.       

 

 

En 1921 se establecieron relaciones diplomáticas entre Uruguay y Japón, y en el 2001, al celebrarse el 80º aniversario de dichas relaciones, se inauguró el Jardín Japonés en la ciudad capital, Montevideo. En la parte posterior del predio donde se levanta el Edificio del Museo Blanes, en la Avda. Millán 4015, el citado jardín ocupa una superficie de algo más de dos mil metros cuadrados.

 

 

El propósito fundamental de este jardín es el de brindar un entorno apropiado para la divulgación de la cultura japonesa y su filosofía, convirtiéndose en un nexo espiritual y en símbolo de la amistad existente entre Uruguay y Japón.

 

Su Alteza Imperial, la Princesa Sayako (Norinomiya), inauguró el jardín en el 2001. Su visita es recordada, entre otros registros, por un sello que emitió el Correo uruguayo, con dibujos de Carlos Menck Freire. La princesa aparece a la derecha en la imagen, y, a la izquierda, ilustraciones que corresponden a las flores nacionales de Japón (Sakura=cerezo) y Uruguay (ceibo).

 

 

 

                   

 

 

 

 

El paisajista Haruho Ieda fue el encargado del diseño, donde no faltan un lago con peces, cascada, isla, puentes de piedra y de madera, caminos de piedra, casa de té, y una gran variedad de plantas. Las rocas son un elemento primordial, tienen la función de simbolizar principalmente islas o montañas. La arena, es otro importante elemento, simboliza al agua si se encuentra rastrillada, simulando pequeñas olas.

 

El estilo de los jardines japoneses, apaisado, data del siglo XI, su registro primario es el tratado denominado Sakuteiki. Se escribe en este tratado en reiteradas oportunidades la necesidad de colocar las cosas “en su sitio apropiado”. Los espacios suelen encontrarse aislados del exterior con el fin de producir serenidad, relajación y calma. Los cerramientos se realizan con materiales naturales, como bambú, o cercos vivos, entre otros. En el caso de este espacio, se ha resuelto con coronita de novia, membrillo de jardín y el clásico bambú.

 

         

 

 

Se recomienda realizar especialmente una visita en el mes de setiembre, aunque siempre hay atractivos. Cuando finaliza el invierno y comienza la primavera, los cerezos y las azaleas están en plena floración. Prácticamente no se puede en ningún ejemplar apreciar las hojas, las que están totalmente ocultas bajo las flores.

 

Un hecho destacado de la cultura japonesa es la poda de arbustos con el fin de presentar un espacio que tenga orden y equilibrio. En Europa la poda persigue un fin más “artístico”, ya que se buscan siluetas imaginativas o representativas.

 

 

         

 

 

El Rhoeo, considerado como lirio sagrado en Japón, y la orquídea terrestre Bletilla, surgen estupendos ante nuestros ojos, enseguida de atravesar el portón de entrada.

 

 

         

 

 

El sendero de piedras a la entrada y el puente, también de piedra, que pasa por sobre el estanque, permiten apreciar, desde uno de los lugares más elevados, el espejo de agua con cantidad de peces.

 

 

         

 

 

Las formas y colores de los magníficos Rhododendron acompañan el contorno del lago y se reflejan en él, duplicando el jardín.

 

 

         

 

 

Está permitido el uso de ejemplares no originarios de Japón y China, siempre y cuando el paisajista logre con ellos el efecto deseado. Así, un lapachillo refleja su silueta en el agua, también hay ejemplares de Duranta y de Francisco Álvarez. Ya habíamos mencionado al ceibo, que se ubica en un lugar jerárquico, próximo a la entrada. Los lirios amarillos se adaptan especialmente a condiciones de alta humedad. El jazmín del Paraguay (Brunfelsia) también es utilizado. 

 

Se han respetado ejemplares añejos ya existentes en el espacio, como araucarias australianas, dammara, plátanos híbridos, tampoco originarios de Asia.

 

 

         

 

 

La sonoridad de una cascada contrasta con el silencio. Este último es necesario para crear la atmósfera necesaria para serenar la mente, es decir anular la agitación del pensamiento, y lograr la meditación profunda. 

 

Las Toro o Ishi-doro (linternas de piedra) eran originariamente de metal y servían simplemente para iluminación exterior de templos y monasterios. Luego  se comenzaron a fabricar en piedra para poder ser usadas en los jardines. La ceremonia del té, normalmente se realizaba al atardecer, y la sutil luz ayudaba a crear una atmósfera de tranquilidad durante la instancia y además servía para guiar a los invitados a la misma.

 

         

 

La importancia de las estaciones para los japoneses está muy bien representada a la hora de la elección de las especies vegetales, porque se preparan de forma muy intensa para recibir los cambios de colores. A principios de primavera los cerezos, azaleas, glicinas, rafiolepis y lirios, luego las Weigelia y los pitósporos.

 

 

         

 

 

En verano las hortensias y las Lagerstroemia, en otoño los arces japoneses y gingkos, en invierno camelias, viburnos, membrillos de jardín, magnolias japonesas, nandinas, cada uno de ellos forma parte de un todo, pero a su vez simboliza lo efímero de cada estación.

 

 

            

 

 

Hay un marcado contraste con la apariencia casi invariable de pinos, juníperos, criptomerias, evónimos, aucubas, bambúes. Aún en climas muy fríos, estos mantienen todo o al menos parte del follaje durante el invierno, de forma tal que el jardín conserva matices de verde.

 

 

         

 

 

Los puentes constituyen símbolos. Existe uno muy curvo y en su concepción sumamente difícil de atravesar, llamado Puente de Dios, que representa el camino al paraíso.

 

 

         

 

 

Los monjes, cuando crearon sus jardines de arena y rocas, quisieron representar el océano y las islas de los inmortales. Pero cuando se crea una cascada seca, alcanza para denotar un curso de agua, esto también es un símbolo, y no por ello tiene que tener connotaciones religiosas.

 

 

         

 

 

Desde el grupo de rocas y grava del jardín "seco" hasta el jardín con estanque y cascadas, la maestría consiste no en mostrar o develar ostensiblemente un propósito, sino en sugerir. En un jardín japonés, un concepto primordial es el de sacar elementos innecesarios, lo que hará que el jardín se potencie sustancialmente. 

 

 

                   

 

 

Los senderos, están deliberadamente construidos para dirigir los pasos del visitante a un lugar determinado donde cierta forma vegetal, acuática, o una roca se presenta súbitamente a su mirada. O se ubica una piedra que actúa como una forzada detención, lo que permite realizar una pausa destinada a la meditación. 

 

 

         

 

 

Los Chozubachi, son vasijas para agua construida en piedra, utilizados para limpiarse las manos y remojarse la boca antes de entrar a la casa de té . En tiempos ancestrales era a través de este proceso que se purificaba la mente y el cuerpo.

 

 

                   

 

 

    

En algunos casos, una caña bambú se llena de agua, y cae sobre la vasija, con un ruido característico al golpear, destinado a llamar la atención del visitante.

 

Exhibiciones de Ikebana-Kimono han tenido lugar recientemente en la casa de té, para deleite de los visitantes. De esta manera, descendientes de aquellos orientales que llegaron a esta tierra, comparten su corazón, honrando por un lado sus orígenes, pero también mostrando su gran afecto por aquel Uruguay generoso que les abrió las puertas.

 

Además, los integrantes de la representación diplomática, encuentran en este jardín una forma de vínculo con la comunidad local.

 

 

               

 

 

Belleza y prolijidad, sin duda uno de los espacios verdes más destacados de nuestra ciudad. Para visitar en cada una de las estaciones. Cuando hay recursos que se utilizan inteligentemente, además de una gran inspiración y mucho trabajo, los resultados se perciben inmediatamente. Pero además hay un compromiso de un profesional local altamente responsable y de funcionarios eficientes como para que la obra se perpetúe y luzca cada vez mejor.

 

 

                      

 

 

Sus puertas se abren de martes a domingo, a partir del mediodía. Por la mañana se trabaja arduamente a puertas cerradas, para que el público pueda apreciarlo siempre en óptimo estado. Visítelo y admírelo, transite sus senderos con respeto, hay siglos de cultura y tradición detrás de todo esto. Es el legado de un país muy lejano, tal vez muy diferente al nuestro en muchos aspectos, pero muy similar en otros. Pero además este espléndido jardín es nuestro, es suyo, siéntalo así. 

 

   © jardinenuruguay.com            Febrero 2008.

 

 Agradecimientos: Ing. Agr. Keiko Hikichi.

                          Remi Hanzawa, por hacernos conocer parte de esta milenaria y fascinante cultura.     www.viveroparati.com

                          Ing. Agr. Darwin Pizzorno, encargado del jardín, y funcionarios a su cargo, por la amable atención en cada visita.

 

A los estudiantes de los años 2004 a 2009, por habernos cedido gentilmente las magníficas imágenes, haciendo difícil la selección entre cientos de ellas.

 


                                                   

El Jardín Japonés y demás espacios verdes de importancia en nuestro país necesitan ser explicados por quienes realmente los conocen y comprenden. Este sitio Web muestra imágenes que sirven como material de apoyo a nuestros cursos y presenta contenidos que sólo docentes de trayectoria pueden exponer.

Contamos con un banco de imágenes propias que supera ya las 50000 y una exclusiva colección de DVD para nuestros estudiantes. Allí están, entre muchas otras, las plantas del Jardín Japonés, para que Ud. pueda identificarlas y conocer sus usos. 

 

 

 

                                                                            

                                                                           A partir de 2015: CHARLAS ESPECIALES Info aquí

 

               cursosjardin@gmail.com         

 

 

 

           Los videos del Jardín Japonés de Montevideo en   TM     http://www.youtube.com/results?search_query=jardinenuruguay&aq=f

 

                 Nuestros alumnos intercambian información a través de   facebook      http://www.facebook.com/profile.php?id=100001118175455&ref=search